¿Adiós a la grúa? Un equipo del grupo de investigación MCIA de la Universidad Politécnica de Catalunya (UPC) del Campus de Terrassa trabaja conjuntamente con el Centro Tecnológico de Manresa (CTM) para construir unvehículo eléctrico que pueda llegar por sí mismo al taller en caso de avería en fase del motor o en el convertidor eléctrico.

Se trata de una tecnología tolerante a los fallos que permitirá al coche eléctrico del futuro ser conducido hasta el tallersi presenta alguno de los fallos citados. Este vehículo prescindirá del tren tradicional y funcionará con un motor en cada rueda, respaldado por la nueva tecnología que desarrolla este equipo, según explica la prensa local.

El motor que se diseña compacta lo máximo posible su tamaño y aumenta al máximo su potencia. Por eso, podrá maximizar la eficiencia energética haciendo que cada rueda actúe como propulsora. También se eliminará la pérdida de energía que se da con el sistema clásico de tracción a través de trenes mecánicos.

El coche estará listo en 2015 y será construido por la empresa mexicana TC Technologies.La Universidad Politécnica de Catalunya desarrolla una tecnología tolerante a los fallos.



Publicado: 7 de Noviembre de 2014